Simpson

Simpson ha sido durante mucho tiempo un icono deportivo australiano. Originalmente propiedad de Stanley Simpson, que primero fabricó pantalones cortos de fútbol en 1937, el logotipo de Simpson con el famoso canguro y la corona, es sinónimo de Australia.

El negocio de Simpson creció rápidamente en Australia y, por los años 50, llegó a ser bien conocido entre muchas personalidades deportivas. La marca era tan popular entre la industria deportiva que Simpson fue elegido para equipar a los equipos olímpicos de Australia en 1948, 1952 y 1956. En 1960, más de la mitad de los competidores finales en Wimbledon fueron vestidos por Simpson. La marca fue utilizada no sólo por los grandes del tenis como Tony Roche, Neil Fraser, Frank Sedgman y John Newcombe, sino también por deportistas de pista y campo, como John Landy, que adoptó la marca junto a la campeona mundial femenina de squash, Sara Fitzgerald.

En la década de 1970, Simpson afrontó una fuerte oposición por parte de los fabricantes de ropa de tenis bien establecidos, como Fred Perry y Lacoste y, por consiguiente, creó una alianza de patrocinio con el equipo de la Copa Davis para consolidar la credibilidad y el prestigio de Simpson.

 

Haz clic aquí para convertirte en licenciatario de Simpson

Simpson Simpson Simpson Simpson